hagane-no-hana

Yo no soy el tipo de chica del que siempre te advierten. No voy a romperte el corazón, no voy a besar a un amigo tuyo, no voy a hacer drama por cualquier insignificancia, no voy a hacer escenas, no voy a obligarte a hacer algo que no quieras, ni molestarme si no accedes. No voy a culparte por todos los problemas que lleguemos a tener, si me molesto, voy a decirte la razón y lo hablaremos. No voy a esperar que mágicamente adivines el porqué y me ruegues hasta que te perdone. Tampoco voy a obligarte a elegir entre algo y yo. Mucho menos voy a prohibirte hablar con otras mujeres, ni siquiera me molestaré cuando lo hagas. Siempre voy a apoyarte, voy a estar ahí cuando estés triste, te amaré más que a nada y me quedaré contigo hasta que tú decidas lo contrario. Y lo peor es que, al parecer, ya lo decidiste. Porque nada de esto te pareció suficiente.